03 Mar

FUENTE: invertia|EL ESPAÑOL

Investigadores de la Universidad de Cartagena emplean geopolímeros procedentes de desechos industriales y urbanos.

El cemento es, tal vez, el material más común en el mundo de la construcción. Entre otras cosas es el elemento principal para conseguir el hormigón. Aunque la materia prima del cemento, la caliza, es muy común, en el proceso de elaboración se emplea mucha energía. Para elaborar cemento hace falta calentarlo en hornos a una temperatura de 1500ºC, lo que implica unas altísimas tasas de emisiones de CO2 a la atmósfera.

Seguir leyendo: https://www.elespanol.com/invertia/disruptores-innovadores/autonomias/murcia/20210303/hormigon-sin-cemento-reducir-huella-carbono/561694181_0.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio Web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación, realizar tareas de análisis y ofrecer un mejor servicio. Al pulsar el botón aceptar nos da su consentimiento a nuestra política de cookies. Al pulsar el botón rechazar, solo se almacenan las cookies necesarias para el funcionamiento de la página.    Ver Política de cookies
Privacidad