22 Feb

FUENTE: 20 minutos

China ha hecho tambalear esta semana el escenario económico internacional tras anunciar que limitará las exportaciones de tierras raras, una serie de minerales indispensable para la industria tecnológica y de defensa con la intención de ponerse así a la cabeza de la economía a nivel mundial.

Por contextualizar, las baterías de los coches eléctricos, cuyo desarrollo está en pleno auge, tienen tierras raras como elementos principales y China es su principal fabricante. Más del 60% vienen del gigante asiático y otro 20% de sus vecinos como Corea del Sur y Japón, mientras que EE UU fabrica el 10%. En pleno crecimiento del vehículo eléctrico, Europa está trabajando en esta industria y España también reúne muchas condiciones para convertirse en un actor importante en el sector y tiene, sobre todo, las materias primas, también tierras raras, presentes en el fondo marino y en la superficie.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio Web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación, realizar tareas de análisis y ofrecer un mejor servicio. Al pulsar el botón aceptar nos da su consentimiento a nuestra política de cookies. Al pulsar el botón rechazar, solo se almacenan las cookies necesarias para el funcionamiento de la página.    Ver Política de cookies
Privacidad